¿Te resulta difícil la concentración durante tu práctica de meditación?.

¿Quieres superar esta dificultad pero por más que lo intentas no lo consigues?.

Si es así, estate tranquila porque a continuación voy a explicarte el ¿por qué de este problema y cómo solucionarlo?.

La meditación es una técnica, y como todas las técnicas, se requiere disciplina para aprenderla.

La gran mayoría de personas piensan que, cómo es una técnica que no requiere esfuerzo, ha de ser fácil de aprender.

Y es ahí, donde se encuentra el gran problema.

Vivimos con la gran creencia de que todo lo que queremos en la vida «requiere un esfuerzo«.

Esta gran creencia, te la enseñan durante tu infancia: en casa, en la escuela. la tv., etc. Y creces pensando de que todo lo que quieras conseguir, tendrá que ser a base de esfuerzo.

Esta creencia se encuentra en tu subconsciente, y entonces cuando quieres practicar algo que resulta fácil como es la meditación. Tu mente hace todo lo posible, para que te resulte difícil y acabes abandonando.

Tu mente consciente quiere meditar.

Tu mente consciente sabe de los increíbles efectos positivos de la meditación en tu vida.

Pero tu mente subconsciente. Esa parte de tu mente que tu no controlas te dice:

«¿Sabes qué, esto de la meditación es una gran mentira, porque tu ya sabes que en esta vida no hay nada fácil, y menos algo que puede ayudarte a mejorar tu vida?.

Para corroborarlo, voy a enviarte todos los pensamientos negativos y preocupaciones que tienes en tu vida, durante tu práctica de la meditación, y así vas a comprobar que realmente, meditar es difícil.»

¿Entiendes ahora el por qué a medida que más te esfuerzas en tu práctica, más difícil te resulta?.

AHORA VOY A ENSEÑARTE LOS 3 PASOS PARA AUMENTAR LA CONCENTRACIÓN DURANTE TU MEDITACIÓN:

1.- Engañar a tu subconsciente:

La herramienta que lleva funcionándome muy bien durante años con mis clientes es la práctica de la Respiración Consciente., en este enlace te regalo el audio para que puedas empezar a practicarla.

Al centrar tu mente en la respiración y en la posición de las manos durante esta sencilla meditación, poco a poco y a medida que vas practicando, tu tomas el control de tu cuerpo y de tus pensamientos, y tu subconsciente poco a poco va perdiendo poder.

2.- La técnica del Globo:

Si aún y así los pensamientos y preocupaciones siguen apareciendo, aunque sean en menor grado, te animo a utilizar esta técnica de la siguiente forma:

Te imaginas como tienes un globo en tu mano derecha, que es la parte controladora de tu cuerpo. Y cada pensamiento que vaya viniendo, lo pones dentro del globo y lo sueltas, centrándote en como ese globo sube por el cielo, hasta salir del planeta tierra y unirse con el universo.

Y lo vas repitiendo con cada pensamiento que tengas durante la meditación.

3.- Realizar tu práctica de meditación diaria un mínimo de 21 días seguidos:

Es importante que le demuestres a tu mente subconsciente que tú eres quien manda, eres quien da las órdenes. Así que para ello, es importante que vea que eres constante con la práctica diaria, que por más que te interrumpe, tu no desistes.

Para ello es muy importante que realices tu práctica diaria como mínimo 21 días seguidos. Si un día se te olvida, entonces tienes que volver a empezar desde el principio.

Dicen que 21 días, son los días que la mente necesita para crear un hábito. Y con la meditación has de crear un hábito. Sino no es efectiva como para beneficiarte de sus grandes beneficios.

AHORA BIEN, PUNTO MUY MUY IMPORTANTE. Si un día estás tan sumamente desbordada con tu mente acosándote con pensamientos, NUNCA, repito NUNCA debes seguir luchando y esforzándote por relajarte.

¿Por qué, te preguntarás?. Porque al generar esfuerzo y lucha, tu mente subconsciente habrá ganado, y nuevamente estarás incorporando la palabra esfuerzo, cuando la meditación ha de ser fluida.

¿Y qué puedes hacer?.

Te voy a decir lo que yo le digo a mi subconsciente: «Muy bien, hoy has ganado tú, pero mañana volveré a estar aquí, y nuevamente lo volveré a intentar». Y tras decirlo, finalizo mi meditación. Y me olvido de que ese día me resultó difícil.

¿Y si abandonas tienes que volver a empezar de 0 los 21 días de meditación?.

No. Porque no es lo mismo abandonar tras haberlo intentado, que no haber llegado a intentar practicar.

Pero recuerda decirle siempre a tu subconsciente la frase que te he indicado, es básica para que tu entienda que tú eres quien manda y tú has decidido dejar de esforzarte.

Llevo más de 7 años, practicando esta fórmula que he ido mejorando. Y desde entonces, no tan sólo realizo mi práctica de meditación cuántica cada mañana para crear mi día, , sino que también he incluido la meditación por las noches, e incluso hay días que la practico como herramienta para solucionar mis problemas, o las ideas que tengo bloqueadas.

Estoy convencida de que unir estas 3 fórmulas y practicarlas durante 21 días seguidos, te ayudará a empezar a manifestar tus primeros cambios con la práctica de la meditación.

A continuación te comparto el video por si quieres verlo en formato video.

Namaste.

Montserrat Oliveros

Fundadora Meditar y Éxito y Centro de Terapias Hermes cuida´t i aprèn

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad